Connect with us

Tecnologuía

Tecnologuía

Cómo Facebook fue usada para expandir el movimiento de los Chalecos Amarillos

Omicrono

Cómo Facebook fue usada para expandir el movimiento de los Chalecos Amarillos

Hoy en día la globalización ha conseguido que una gran parte del activismo se lleve por las redes sociales y por Internet. Esto se conoce como “ciberactivismo”, y en muchas ocasiones, gracias al poder de su masificación, consigue logros conjuntándose con las protestas y manifestaciones que tienen lugar en la vida real. Por ende no es extraño ver que en muchas ocasiones el origen de estas revueltas está en las redes.

El caso más reciente y más mediático de las últimas semanas es el de los Chalecos Amarillos, un grupo de activistas que se han vuelto famosos por la virulencia de sus manifestaciones, y el carácter violento que están teniendo reclamando mejores condiciones de vida y la bajada de los costos tanto de los bienes como del combustible. Lo cierto es que una reciente investigación ha mostrado cómo Facebook ha sido usada para expandir este movimiento y haciendo que tuviera todavía más repercusión. Repasamos esta historia.

Facebook fue la vía para expandir el movimiento de los “Gilets Jaunes”

Cómo Facebook fue usada para expandir el movimiento de los Chalecos Amarillos

Autor: Obier/Wikipedia

Según un extenso artículo de investigación publicado en BuzzFeed News que nos muestra el origen de la movilización de este grupo por Facebook, este grupo de protestantes tuvo un auge bastante importante gracias a la red de Zuckerberg. Como muchos de los grupos organizados que hay en la sociedad, el de los Chalecos se organiza y conjunta mediante páginas de Facebook, vídeos virales y centros de conversación descentralizados.

Los primeros indicios se recogen en un grupo de Facebok llamado “Grupos de ira” (Groupes Colère) que empezaron a aparecer por la red en la zona de Francia. Este grupo fue iniciado por el portugués Leandro Antonio Nogueira, un albañil portugués que vivía en la zona oeste de Dordoña. Este usuario y su grupo llamaron a tomar las calles de forma pacífica bloqueando carreteras.

Cómo Facebook fue usada para expandir el movimiento de los Chalecos Amarillos

Fue el mismo Nogueira el que empezó a difundir a este mismo grupo y que establecieran unas “filiales” en otras zonas de Francia. El primer grupo de Nogueira cuenta a día de hoy con 90 000 miembros y es privado. Este grupo se dedicaba a reclutar gente que sufría los problemas que promulgaban los “Grupos de ira” para alentarles a participar.

Esto coincidió con el cambio en el algoritmo de Facebook, que priorizaba las noticias locales para combatir la desinformación y esto pudo darle alas al grupo de Nogueira para tener todavía más relevancia en la Facebook francesa. Otro cambio realizado el mismo mes da prioridad a las publicaciones de amigos y familiares, con la esperanza de inspirar discusiones en los comentarios de las publicaciones. No hay que pensar mucho para razonar que gracias a este algoritmo el movimiento de Nogueira corrió como la espuma.

Los departamentos en Francia están numerados, y son una de las entidades territoriales principales en las que se divide administrativamente el país. En Facebook estos grupos usaban el número del departamento para convocar manifestaciones y si querían compartir algo, añadían ese número y un “ptg” para que se pudiera difundir.

Manifestación en Belfort, el 18 noviembre 2018. Autor: Thomas Bresson/Wikipedia

Rondando la primavera estos grupos ya estaban disolviéndose. Pero el 29 de mayo, una mujer de 32 años del suburbio parisino de Seine-et-Marne, Priscillia Ludosky, fue a Change.org y creó una petición titulada “Pour une Baisse des Prix du Carburant à la Pompe!” O ” ¡Por una caída en los precios del combustible!”. Esta empresaria fue la que creó la petición que más tarde se viralizaría, cuando los precios del gas subiesen. Al principio no obtuvo demasiada repercusión. Ludosky estuvo compartiendo la petición en Facebook durante el verano.

Un programa de radio se acercó a Ludosky para acceder a tenerla en un programa si su petición obtenía 1 500 firmas. Lo consiguió el 11 de octubre de este año, anunciándolo un día antes por Facebook. Más tarde, ese trozo del programa de radio se promulgó por la red en una página con 50 000 subscriptores, y ahí fue cuando el boom estalló.

Ese mismo día, se publicó una segunda petición contra los impuestos sobre el combustible en el sitio de crowdsourcing francés MesOpinions, titulado “Pour un prix du carburant plafonné a 1 € le litre” o “Por un precio de combustible tope a 1 Euro por litro”. Se hizo viral muy rápido, con aproximadamente 160 000 reacciones en su página de Facebook según BuzzFeed.

Manifestación de los Chalecos Amarillos en la Plaza de la República, en Belfort, el 17 de noviembre de 2018. Autor: Thomas Bresson/Wikipedia

El 12 de octubre 2 camioneros, Eric Drouet y Bruno Lefevre, crearon un evento en Facebook centrado en la misma zona en la que residía Ludosky. El evento se llamó “Bloqueo nacional contra el aumento de combustible” y se programó para el 17 de noviembre. 3 días después se inició un grupo llamado “Detener el combustible al precio del oro” y compartió la petición de MesOpinions. La página pasó a llamarse “France in Anger” y recibió 17.3 millones de interacciones totales desde octubre, según otra herramienta de inteligencia de redes sociales, CrowdTangle. Segñun esta misma herramienta los 10 grupos más famosos de activistas se formaron la semana que Ludosky fue a la radio y su petición se hizo viral.

El 22 de octubre Le Parisien escribió sobre la petición de Ludosky en Change.org. Junto al boom de la página de MesOpinions, la petición alcanzó las 225 000 firmas en pocas horas, y el mismo artículo también se hizo viral. El mismo medio dijo que hasta que no habló de la petición no había tenido la repercusión obtenida hasta ahora. Hoy, la petición de Ludosky tiene ya más de un millón de firmas.

Incluso el icónico chaleco de seguridad que usan todos los manifestantes proviene de un video viral de Facebook. Ghislain Coutard, un joven de 36 años de Narbonne en la costa sur, publicó un video el 24 de octubre instando a los manifestantes a usar el chaleco amarillo, obligatorio para todos los automovilistas franceses en sus coches. Este mismo hombre declaró: “Ojalá pudiéramos hacer lo que hicimos por la Copa del Mundo en 1998 y 2018, pero por el petróleo, por impuestos, por todo, por todo. Todos tenemos una chaqueta amarilla en el coche. Muéstrelo en el tablero, toda la semana, hasta el 17, un código de color simple para demostrar que está de acuerdo con nosotros “.

Una muestra más de cómo Internet tiene más poder del que aparenta. Imagen de portada: Ella87 en Pixabay

La entrada Cómo Facebook fue usada para expandir el movimiento de los Chalecos Amarillos aparece primero en Omicrono.

More in Omicrono

To Top
A %d blogueros les gusta esto: